Pasaron dos años presos y eran inocentes

Dos presos de la revuelta fueron absueltos de todos los cargos. Fueron acusados por fiscalía y la PDI por la quema de municipio de Quilpué.

Pasaron 2 años en prisión preventiva sin pruebas

De forma unánime el TOP de Viña del Mar no acreditó las imputaciones contra los jóvenes, decretando la libertad a Luis Corvalán y Sergio Jaramillo quienes se mantenían en prisión preventiva -durante dos años- acusados de un incendio a la municipalidad de Quilpué.

El incendio ocurrido el 29 de octubre de 2019, en el contexto de diversas manifestaciones ocurridas durante la revuelta. En ese entonces, la fiscalía y la PDI, arrestaron a 4 personas, dos de ellas menores de edad. 

En la audiencia también se concretó el alzamiento de las cautelares de arresto domicilio a la menor de edad y de los dos acusados que permanecían en prisión preventiva, quedando todos en libertad.

Durante los primeros meses El Ministerio Público pedio penas de 20 años de cárcel para los mayores de edad involucrados, además de tres años por el delito de daños para Corvalán y cinco años de internación para la menor.

En noviembre del 2019, Según lo indicado por el jefe de la Bicrim de la PDI, subprefecto Héctor Muñoz, “el trabajo investigativo desplegado por cerca de cuatro meses permitió mediante empadronamientos, análisis de cámaras de seguridad y levantamiento de evidencias por parte de peritos del Laboratorio de Criminalística, posicionar a los sujetos en el lugar y establecer las respectivas participaciones en los hechos”.

Por su parte, la gobernadora de Marga Marga, Carolina Corti, indicó que “la señal que se quiere entregar a la ciudadanía es que cualquier acto violento que se produzca al interior de la provincia, en especial los que tengan que ver con las comunas más afectadas, como Quilpué y Villa Alemana, no quedarán impunes”.