“Al fin se comienza a hacer un poco de justicia por Gustavo Gatica”

por Mauricio Castro/ Periodista.

Camila Rojas, diputada Partido Comunes

“Bien por Gustavo (Gatica), por su familia. Es una noticia importante en avanzar en justicia para las víctimas  de las violaciones a los derechos humanos ocurridos en el contexto de la revuelta de octubre. Sin embargo, este es solo uno de los casos de aquellas cientos de víctimas  con trauma ocular y de las graves violaciones ejercidas por agentes del Estado y cada una de esas víctimas merece justicia. Lo que ocurrió en el país no son casos aislados sino que hay violación a los derechos humanos y por lo tanto las responsabilidades no se acaban con lo que le pase a Claudio Crespo. Espero en ese sentido que este sea el comienzo del camino hacia justicia y que tengamos pronta reparación para todos quienes sufrieron y siguen sufriendo las consecuencias de la violencia del Estado”.

Catalina Pérez, diputada Revolución Democrática

“Al fin se comienza a hacer un poco de justicia por Gustavo (Gatica) pero aún quedan muchos casos de lesionados y víctimas de trauma ocular que no han recibido ninguna respuesta. Vemos una indiferencia y ralentización de las causas judiciales en contexto del estallido social lo que es muy preocupante y doloroso porque tampoco hay políticas de reparación para quienes fueron víctimas de la represión por parte de organismos del Estado. Ayer conocíamos cifras escalofriantes. De las 2.164 querellas presentadas en el país, solo un 0,9% estaría formalizado. Urge refundar Carabineros y contar con una institución que respete la democracia y los Derechos Humanos”.

Félix González, diputado Partido Ecologista Verde

“Es esperanzador lo que está haciendo la Fiscalía en este caso porque a Carabineros lo rodea mucha impunidad y a todos los crímenes que se han cometido y que se han exacerbado a partir del 18 de octubre con mucha gente que ha perdido la visión más Gustavo Gatica y Fabiola Campillai que perdieron ambos. También todas las agresiones, los muertos por acciones de Carabineros y esto da una luz de esperanza en relación a que pudiera haber un poco de justicia entre tanta impunidad. Hay que reconocer también la valentía y el compromiso que ha tenido Piensa Prensa de transmitir desde las mismas manifestaciones y de recopilar también mucha información. Este trabajo que hacen de ir más allá del periodismo tradicional y formal que no da un paso sin saber por qué y atreverse a apuntar con el dedo a una persona que hoy día está imputado y que tiene participación en muchos disparos y en el caso de Gustavo Gatica”.

Juan Ignacio Latorre, senador Revolución Democrática

“Me parece bien que se empiece a hacer justicia por las graves y masivas violaciones a los derechos humanos cometidos por agentes del Estado en el contexto del estallido social. El caso de Gustavo Gatica y Fabiola Campillai, pero también hay cientos de víctimas de trauma ocular en las que no hay justicia, tampoco hay formalizados ni políticas de reparación a las víctimas y creo que ese es un pendiente que tiene que ir avanzando. Me parece bien que después de varios meses se empiece a hacer justicia y se empiece a conocer la verdad. Tenemos que avanzar en la reparación a las víctimas de las graves violaciones a los derechos humanos”.

Tomás Hirsch, diputado Distrito 11

“Finalmente y después de nueve meses es detenido el autor de los disparos que dejan ciego a Gustavo Gatica. Es una buena noticia pero hay que decirlo: es tremendamente tardía, y por otra parte queda claro que ni el gobierno ni Carabineros fueron capaces de entregar el nombre de quien fue el cruel oficial que le disparó dejándolo ciego. El exministro Blumel se había comprometido a entregar el nombre a los pocos días o semanas, y sin embargo jamás entregó siquiera una pista, un dato, una información respecto de quien había realizado los disparos. Carabineros protegiéndolo guardó silencio durante casi un año, finalmente tuvo que ser la PDI con su Brigada de Derechos Humanos la que lo detiene. Cabe esperar que se haga justicia y que no suceda lo que ha pasado con tantos otros carabineros responsables de crímenes atroces a los derechos humanos o asesinato como en el caso de Camilo Catrillanca. Que se haga justicia significa que no quede en libertad o con condiciones absolutamente favorables. Falta mucho por hacer, fueron demasiadas las violaciones a los derechos humanos y éstas deben ser investigadas y sancionadas con todo el rigor de la ley”.