Nombrar la enfermedad por coronavirus (COVID-19) y el virus que la causa

¿Por qué el virus y la enfermedad tienen nombres diferentes?

Se han anunciado nombres oficiales para el virus responsable de COVID-19 (anteriormente conocido como “coronavirus novedoso de 2019”) y la enfermedad que causa. Los nombres oficiales son:

Enfermedad 
enfermedad del coronavirus 
(COVID-19)


Virus 

Síndrome respiratorio agudo severo coronavirus 2 
(SARS-CoV-2)

Los virus y las enfermedades que causan a menudo tienen nombres diferentes. Por ejemplo, el VIH es el virus que causa el SIDA. Las personas a menudo conocen el nombre de una enfermedad, pero no el nombre del virus que la causa.

Existen diferentes procesos y propósitos para nombrar virus y enfermedades.

Los virus se nombran en función de su estructura genética para facilitar el desarrollo de pruebas de diagnóstico, vacunas y medicamentos. Los virólogos y la comunidad científica en general hacen este trabajo, por lo que los virus son nombrados por el Comité Internacional de Taxonomía de Virus (ICTV).  

Las enfermedades se nombran para permitir la discusión sobre prevención de enfermedades, propagación, transmisibilidad, gravedad y tratamiento. La preparación y respuesta a las enfermedades humanas es el papel de la OMS, por lo que las enfermedades son nombradas oficialmente por la OMS en la Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE).

ICTV anunció el “coronavirus 2 del síndrome respiratorio agudo severo (SARS-CoV-2)” como el nombre del nuevo virus el 11 de febrero de 2020. Este nombre fue elegido porque el virus está relacionado genéticamente con el coronavirus responsable del brote de SARS de 2003. Si bien están relacionados, los dos virus son diferentes. 

 

La OMS anunció “COVID-19” como el nombre de esta nueva enfermedad el 11 de febrero de 2020, siguiendo las pautas previamente desarrolladas con la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) y la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

¿Qué nombre usa la OMS para el virus?

Desde una perspectiva de comunicación de riesgos, el uso del nombre SARS puede tener consecuencias no deseadas en términos de crear miedo innecesario para algunas poblaciones, especialmente en Asia, que fue la más afectada por el brote de SARS en 2003. 

Por esa razón y otras, la OMS ha comenzado a referirse al virus como “el virus responsable de COVID-19” o “el virus COVID-19” cuando se comunica con el público. Ninguna de estas designaciones pretende reemplazar el nombre oficial del virus según lo acordado por la ICTV.

El material publicado antes del nombre oficial del virus no se actualizará a menos que sea necesario para evitar confusiones.

https://www.who.int/emergencies/diseases/novel-coronavirus-2019